Un breve recorrido por la sostenibilidad en la gestión de activos

JUANmAmIEREn las últimas décadas se ha puesto de manifiesto la necesidad de tomar medidas y fijar objetivos que nos permitan contar con un mundo más sostenible, tanto desde el punto de vista ambiental y social, como de buen gobierno. Al igual que en otros sectores, la industria de gestión de activos no es ajena a esta demanda colectiva de aplicar criterios de inversión socialmente responsable en sus vehículos de inversión. Es necesario invertir con criterios ESG no solo desde un punto de vista ético, sino también desde una visión de largo plazo ya que aquellos que se ocupen con más esfuerzo en adoptar estas medidas serán quienes se encuentren mejor preparados para el futuro.

En este sentido cuando analizamos la sostenibilidad en el sector de gestión de activos es necesario destacar cómo ésta lleva décadas dando pasos para su desarrollo, y cómo estos cambios se han ido incorporando en las prácticas habituales no solo de gestión sino en toda su cadena de valor.

La preocupación por implementar criterios de inversión socialmente responsable en los Fondos de Inversión y Fondos de Pensiones no es nada nuevo. Como ejemplo, los Principios de Inversión Socialmente Responsable promovidos por Naciones Unidas llevan desarrollándose desde el año 2006. Estos principios nacen con el objetivo de lograr un sistema financiero global más sostenible mediante la creación de valor a largo plazo. Ya que estos principios «recompensarán la inversión socialmente a largo plazo y beneficiarán al medio ambiente y a la sociedad en su conjunto». Prueba del éxito de esta iniciativa es que en su inicio tan solo contaba con 63 entidades firmantes con 8,5 billones de dólares de patrimonio bajo gestión, y el pasado 2021 ya existen 3.826 firmantes con más de 150 billones de dólares de patrimonio bajo gestión, siendo integrantes de la misma los principales agentes del mercado.

Juan Manuel Mier Payno, experto del Observatorio Inverco